Entrevista a Dante Bravo, por su libro La Prevención Especializada, publicado en Ediciones LaPala.

El 26 de Enero del 2012, en el Auditorio de la Municipalidad de La Pintana, y el 31 del mismo mes, en la Universidad de la Frontera (UFRO), en Temuco, se desarrollaron los lanzamientos del libro “La Prevención Especializada”, que tiene como subtítulo “una acción social comprometida”[1]. Ambos días, tuvimos la oportunidad de escuchar la presentación del libro por su propio autor, que viajó desde Francia a Chile especialmente para esta ocasión.

En una entrevista realizada hace unos días vía telefónica (el autor reside en París) pudimos recopilar los siguientes propósitos, que sirven para hacer carne algunas ideas fundamentales del sentido y contenido del libro que próximamente publicará nuestra editorial…

 

LaPala: El subtítulo de vuestro libro es “una acción social comprometida” ¿Por qué esta diferencia entre la P.E[2]. y las otras disciplinas sociales francesas?, ¿es que las otras no son comprometidas?

Dante Bravo: En mi opinión personal, todas las disciplinas sociales trabajando con seres humanos deberían ser acciones sociales comprometidas… pero bueno, en Francia se aplica este lema sólo a la P.E. Seguramente aquéllos que crearon el concepto consideran que las otras disciplinas sociales no lo eran, pero ¿cómo saber quién es más o menos comprometido con los seres humanos con los que se trabaja?. Es una respuesta compleja y demasiado amplia para responder en una entrevista telefónica. Pero te podría decir que el concepto fue acuñado en 1985 por el Consejo Técnico de la Prevención (organismo de Estado) que publicó un folleto/libro con este título. Si escarbamos más profundamente, este concepto nos está llevando a 2 cosas diferentes.

La primera es que la Prevención Especializada fue creada por varias corrientes, una de ellas era una corriente de militantes (en su gran mayoría de izquierda), justo… justo después de la Segunda Guerra Mundial. Ellos no buscaban crear una profesión, ni una nueva forma de trabajo social, ni menos una corriente filosófica novadora. Su único interés era ayudar a los jóvenes excluidos y vulnerados por el choque traumático de la guerra y de la subsecuente reconstrucción y rehabilitación de aglomeraciones urbanas.

La segunda, es que vista la complejidad de las problemáticas en presencia, los horarios, y la aleatoriedad de esta intervención social, se necesitaba, de la parte del trabajador social, una dedicación y un compromiso muy fuerte para ejercer esta misión.

LP: Entiendo…y en este mismo sentido, ¿cuáles son los fundamentos filosóficos de la intervención social en Francia?

DB: Los fundamentos filosóficos de la intervención social en Francia no forman parte del objetivo de este libro y me sería difícil describirlos o analizarlos en algunas líneas. Son respuestas demasiado complejas y vastas. Que necesitan un análisis particular. Pero de manera muy global debo decir que si hay una base dura para cualquier tipo de intervención en Francia, es que todo fundamento filosófico debe encontrarse bajo la égida del “espíritu republicano”, eso implica la triada “liberté, égalité, fraternité” y hoy día fue añadida “la solidaridad”.

LP: Y del modelo social chileno, ¿qué piensas?

DB: En un trabajo realizado en Agosto/ Septiembre, titulado “Perversiones y carencias del sistema de sanciones penales en la justicia juvenil chilena” yo doy mi visión sobre este tema. Si quisiera resumir esos propósitos podría decir que:

– Mi convicción íntima (basado en mis experiencias profesionales en distintos países) es que para que el sistema chileno funcione deberá construir un “modelo chileno”. Con la idiosincrasia, con la historia, y con los parámetros chilenos. El actual sistema de intervención social chileno es “una copia feliz del edén” de varias mezclas foráneas. Que en sus respectivos países muchas veces funcionan de manera bastante aleatoria. Por ejemplo, los modelos canadienses o el inglés, no han  solucionado el problema de la delincuencia juvenil, sólo han intentado explicarlo, evaluarlo, sistematizarlo y  “gestionarlo[3]”.

– Pienso que el sistema chileno es represivo y no preventivo. Este paradigma tiene implicaciones profundas en el trabajo social chileno. Esas implicaciones generan diferencias enormes entre el trabajo con la juventud que se hace en Europa y el que se hace en Chile.

– Pienso además que falta una definición clara de lo que se entiende por juventud. Y falta por sobre todo una política definida del Estado chileno hacia ella como cuerpo social reconocido e influyente.

LP: ¿El modelo francés se diferencia mucho de los sistemas anglosajones?

DB: Este tema es muy extenso y necesita una atención particular, pero de manera global puedo responder que existen algunas grandes diferencias.

– El aparato estatal francés controla aún con mano de hierro las políticas públicas. El Estado Francés es un Estado centralista. Aunque estos últimos años ha habido evoluciones importantes.

– No existe el trabajo comunitario o el trabajo hacia las comunidades[4]. Todos los individuos viviendo bajo el alero de la República Francesa tienen los mismos derechos sin ningún tratamiento especial (esto es sólo en el papel evidentemente). A partir de la Revolución Francesa sólo existe un solo y único pueblo en Francia metropolitana, el pueblo francés. Las estadísticas étnicas no son autorizadas. En el registro civil, el origen étnico, no teniendo fundamento jurídico, no está señalado.

– No existe trabajo social sobre base comportamentalista. Se piensa que el comportamentalismo es estigmatizante y que el individuo es demasiado complejo para poder “medirlo, pesarlo y embalarlo”[5].

– Más que la prevención de la delincuencia, el trabajo social francés está basado en la “protección de la infancia”. A pesar que estos últimos años ha habido importantes evoluciones.

LP ¿Se podría aplicar la P.E. en Chile?

DB: Pienso que no tengo una respuesta definitiva respecto a esto. Pero en mi fuero interno estoy convencido de que la P.E. debería ocupar un lugar privilegiado dentro del trabajo con los jóvenes chilenos. La prevención es una inversión a largo plazo, poco visible y difícilmente evaluable, pero es importantísima. Si alguien quiere instaurar la P.E. en Chile deberá tomar cuenta estos  parámetros.

La P.E.concierne diversos dominios: Lo familiar, lo educativo, lo psicológico, lo laboral, lo cultural, la animación, etc. Más que “un proyecto licitado” ella debería ser una política de Estado y funcionar bajo la  egida de un Ministerio de la Acción Social[6]. Y no del Ministerio de Justicia, puesto que eso implica tácitamente que el sistema chileno privilegia la relación punitiva y no la relación educativa (la represión antes de la prevención).

Pienso que antes de implementar o de “copiar” otros modelos, el trabajo social chileno debería debatir y precisar algunos paradigmas en cuanto a su misión.

– ¿Reprimir o prevenir?

– ¿Protección de la niñez o  lucha contra la delincuencia?

– ¿El ser humano centro de nuestra preocupación?

– Dar (o no) sentido a la trayectoria de vida de un joven.

Cuando el trabajo social chileno y las instituciones del Estado puedan analizar, dilucidar e integrar (de manera concertada) toda esta discusión, y también otros elementos más que aquí no están mencionados, y traducirla a un “todo coherente”, es probable que se pudiera considerar la posibilidad de desarrollar la Prevención Especializada en Chile.

LP: Muchas Gracias Dante. Nos vemos en Chile a fin de mes…

DB: Muchas gracias a ustedes. Nos vemos…

 

Para comunicarse con Dante Bravo, escribir a dante @ lapala.org

Datos de los lanzamientos:

“LA PREVENCION ESPECIALIZADA; UNA ACCIÓN SOCIAL COMPROMETIDA”

SANTIAGO :
Jueves 26 de Enero.
Auditorio Municipal, Municipalidad La Pintana.
Porto Alegre N°12.537, Alt. P.36 de Av. Santa Rosa
De 11.00 a 13.00 horas.

TEMUCO

Martes 31 de Enero.
Universidad de la Frontera (UFRO)
Sala 206 Postítulos. De 11 a 13 horas. (cocktail)

 

Más de Dante Bravo en LaPala:

Los Spin Doctors. La manipulación de la opinión pública. 

The Great Pretender

Echelon

Ixtlamachiliztli. Dar sabiduría a los rostros ajenos.

Recabarren, Lenin y Trotsky. Diálogos de Moscú.

Die Festung Europa

Petronila Neira

Alternativas para la primavera árabe

Charity Business. La Teletón y el negocio de la caridad. 

El Islam en Francia. ¿Cuál es su influencia en el seno de la sociedad francesa? 

 

Referencias:


[1] Otro lanzamiento se llevara a cabo en Temuco el Martes 31 de Enero del 2012, con la participación de la UFRO, CIEM y ediciones LaPala.

[2] Prevención Especializada.

[3] Las violentas manifestaciones de Londres,  Liverpool y otras grandes ciudades inglesas del mes de agosto, que  ocasionaron la muerte de varios jóvenes, demuestra que el sistema Inglés sólo puede ofrecer represión, jamás una solución a los problemas de los jóvenes. En una entrevista hecha por « The Guardian » durante la revuelta,  una joven que acababa de robar en una boutique decía: «los responsables políticos dicen que nosotros hacemos pillaje y que robamos, pero en definitiva son ellos los primeros gángster de este país”.

[4] Entiéndase aquí el concepto “comunidad” como comunidad étnica. No existe un censo “comunitario”, pero aproximadamente se piensa que existen entre140 a 150 comunidades étnicas en Francia.

[5] Hace 3 años atrás el Gobierno de Sarkozy trató de instaurar «la detección temprana de la delincuencia» en los jardines infantiles. Estudiar y hacer un seguimiento de comportamientos violentos con el objetivo de constatar si se podía detectar los comportamientos delictuales a partir de la niñez. Esto levantó una ola de protestas nacionales, incluso dentro del mismo partido de Sarkozy. El proyecto fue abandonado.

[6] Daniela Godoy propone esta separación ya en Abril 2010 en la revista del SENAME El Observador N°6. “(…) en el corto plazo, propone la creación de un nuevo servicio público: el Servicio de Protección de la Infancia. (…) A fin de marcar una diferencia en los lineamientos de esta institucionalidad se propone que dependa de un ministerio social y no del Ministerio de Justicia y que se someta al sistema de contratación de funcionarios públicos del Servicio Civil.”